Pon un telar en tu vida

A mi me va mucho la siguiente frase: “aprendiz de mucho, maestro de nada”. Ya sé que no es muy positivo definirme así, pero es que viene precedido por el #culoveoculoquiero y el #esotengoqueprobarlo … y es que a mi me gusta EXPERIMENTAR con labores nuevas. Y si hay lanas de por medio ni te digo!

No podía más con tanta foto bonita de tejidos en telares domésticos, telares como de juguete, de madera natural, con lanas e hilos de múltiples texturas y colores taaaaaaaaan bien combinados! Se me iba la vista y no quería perderme practicar 🙂 Fue de esa manera cómo decidí poner un telar en mi vida. Que conste que el empujoncito me lo ha dado una TIENDA increíble de manualidades: CREAVEA

Recorriendo su web se te ponen los dientes largos… porque tienen de todo, y cuando digo de todo, es de todo. Y fue así como encontré el telar que buscaba y que sólo veía en tiendas online extranjeras en las que los portes a veces superaban el precio del producto y que hacía que dejase esta compra para una ocasión especial. Pero esta era mi oportunidad, así que no me lo pensé para hacerme con mi primer TELAR. Podeis echarle un vistazo AQUÍ.

Por si no quedase claro, os aseguro que no he tenido contacto con telares de este tipo nunca, por eso antes de tocarlo me dediqué a investigar por internet. Entre todo lo leído, y ha sido mucho y muy variado, me quedo con esta WEB: THE WEAVING LOOM. Está en inglés pero google os lo pone fácil y podreis seguir perfectamente sus tutoriales del proceso y las técnicas. Está muy bien estructurada y es super didáctica. Además os ofrece de forma gratuita un primer patrón para principiantes. Me encantó!

…Y un LIBRO: EN EL TELAR, de Maryanne Moodie, artista textil y profesora de telar. Se ha traducido al español hace nada, vaya coincidencia! Aquí encontrareis toda la información y los consejos básicos sobre materiales, herramientas y tipos de punto. Además teneis 24 propuestas sobre múltiples formatos y soportes. Es un libro muy completo!

Pues bien, con este material y más, me dispuse a iniciarme en el telar. Como persona totalmente ignorante en el tema, he decidido presentaros por fases, las imágenes de todo el proceso hasta el acabado final. Insisto, es una idea general desde mi perspectiva de PRINCIPIANTE.

PREPARACIÓN

Partes del telar y piezas que vienen con el kit de CreaVea

Para los hilos de la urdimbre utilicé algodón egipcio número 5 en color crudo. Mientras que para el diseño de la trama opté por diferentes restos de lanas de texturas muy distintas

El montaje de la urdimbre en el telar lo fui copiando de la que traía montada el telar al abrirlo. Es un montaje muy sencillo y que podreis sacar sin ningún problema siguiendo la imagen. Además el diseño de los plegadores y del Lizo lo facilitan mucho.

Para tensar la urdimbre es necesario aflojar un pelín las tuercas del plegador trasero y girarlo hacia fuera del telar

Comprobareis la tensión sin problema

Es muy importante elegir una paleta de colores interesante para disfrutar de un resultado bonito. En las redes podreis encontrar múltiples ejemplos. Hay verdaderas maravillas!

 TEJIDO

Tras ovillar la lana en la lanzadera, entrelazamos el comienzo de la lana entre la urdimbre a mano

Y peinamos

Para realizar la primera pasada con la lanzadera completa debemos girar el Lizo para levantar los hilos de la urdimbre que hasta ahora estaban en la zona inferior, para pasarlos a la superior

Pasamos la lanzadera

Y la volvemos a pasar tras girar de nuevo el Lizo. Es importante no tensar la lana ya que el ancho de los hilos de la urdimbre se estrecharía y el telar no tendría el tamaño inicial

A continuación arrastramos el Lizo hacia nosotros para colocar las primeras pasadas de lana al inicio de la labor

Y así hasta tener el tamaño deseado de tejido. Siempre girando el Lizo para cambiar el hilo de la urdimbre antes de cada pasada

El final de la hebra lo entrepasamos y peinamos

Para realizar ese tipo de decoración que parecen melenas 😉 debemos cortar hebras iguales. Yo lo hice usando la lanzadera y cortando por un extremo y por el otro

Se usan dos hebras de lana y se anudan a dos hilos de urdimbre tal como veis en la secuencia de fotos

En mi caso he decidido anudar 3/4 partes del ancho del telar, montando las hebras dobles en tres filas (es decir, en cada par de undimbre hay 3 hebras dobles anudadas)

El kit del telar trae dos lanzaderas, por lo que podeis realizar a la vez combinaciones de colores y texturas alternando las pasadas

Lo siguiente ya fue ir experimentando con la paleta de lanas escogidas. Siembre decidiendo de antemano cómo combinar colores, texturas y volúmenes

DESMONTAJE

Una vez acabada la labor, soltar el tejido del telar es muy sencillo. Basta comenzar a girar uno de los plegadores hacia el interior para que los hilos de la urdimbre se desprendan

Una vez suelta la urdimbre de un Plegador, haremos lo mismo con el otro

A continuación debemos anudar el hilo de urdimbre doble, tal como fue su colocación en el telar, en ambos extremos

Para finalizar, sólo nos queda esconder los extremos de hilo entre el tejido para dejar una cara trasera limpia y bien acabada

Necesitareis una ramita chula para colgar el telar y buscar el rincón de la casa apropiado

Como veis el resultado es sorprendente, por lo menos para mi. Siendo autodidacta, pienso que con unas buenas lecturas y la consulta pausada de tutoriales, podreis conseguir verdaderas obras de arte.

Yo ya estoy diseñando el siguiente, porque esto engancha señores!

Te animas?

eLISA

Vestido para la hermana de la novia

Qué ganas tenía de enseñaros esta costura. A tiempo pasado puedo decir que estoy muy orgullosa de este trabajo, aunque me quitase horas de sueño y preocupaciones. Ha sido todo un reto. Y eso se lo debo a un tejido tan especial como complicado de coser: el GUIPUR. Os diré que se trata de un tejido sin fondo, se trabaja al aire sobre los hilos, como una tela de araña. El soporte provisional desaparece finalmente. Una vez terminado el guipur no reposa en nada, los motivos se sostienen entre ellos enlazados entre si o unidos por hilos lanzados, de ahí su complicación en la confección.

Este reto también se lo debo a Sofía, una amiga que ha demostrado una gran confianza en mi, y tanto que sí! La idea del vestido la tenía clara, y tras ver varias colores y combinaciones se decidió por un guipur magenta sobre un cuerpo y falda de crep y gasa color cereza. Su ESTRUCTURA la forman dos vestidos: uno de crep con falda en capa y cuerpo de escote corazón; y otro de cuerpo de guipur con escote barco, semi mangas y pico en espalda con falda de gasa en capa. Los dos vestidos irían unidos por un cinturón de crep cerrado en la espalda con una larga lazada.

 

Lo difícil comenzó desde el principio, cuando hubo que pensar en la cantidad de telas que necesitaba para cada pieza. Por un lado de guipur, cuyos 52€ el metro no deja a nadie indiferente. Y por otro lado la cantidad de gasa y crep para una falda larga cortada en capa. A raíz de esto… lo he pensado mucho y voy a contaros una ANÉCDOTA cuando fui con mi amiga a comprar la tela en una tienda física de Cambados (Pontevedra):

Nada más preguntar por los tejidos, la dependienda (señora mayor y dueña del comercio de toda la vida, que seguro que cose y muy bien…) me pregunta: Para qué? Aquí ya, se me empezó a tensar una vena 🙁 Pero yo que soy muy “ghiadiña” le cuento el proyecto. Con el crep y la gasa no hubo dudas, la señora nos cortó sin comentar, pero… ay miñanaiquerida cuando llegué al guipur! Yo le pedí 50 cms y me dijo que eso no me iba a llegar. Le insistí en que había medido y que iba a aprovechar los dos sentidos de las hojas, pero ni así la convencí. Seguía diciéndome que no me llegaría porque tenía mangas, y yo venga a decirle que no eran mangas completas, pero nada. La señora erre que erre. Y a lo mejor podía tener razón pero lo que de verdad me molestaba era ese tonillo de modista profesional discutiendo con una recienllegadaalacosturamevaadeciramiquellevotodalavidacosiendo! Afuuuu… y en medio Sofía, que no sabía qué decir. En fin, que cuando mi terquedad superó su insistencia me cortó el guipur con una frasecita final envenenada: Tú verás!

Moraleja: por mucha bloguer de costura que seas, no discutas subestimes la sabiduría de una vendedora de telas de toda la vida.  Eso sí, tengo en un atado el resto del guipur del que podría sacar cuatro mangas más.

Después de esta introducción llegó lo importante, pasar el patrón a la tela y meter la tijera. Fueron muchas horas de contemplación, giros y cambios de sentido. Hasta que por fin di con la zona para RECORTAR. En los perfiles del escote de la espalda tenía claro que las hojas iban iguales y de forma recta, pero en el caso del escote barco y las mangas, ahí había que jugar con el dibujo para recortar un perfil curvo. Además os diré que por supuesto, el guipur tiene un grosor exagerado que no permite costuras de más. Es por ello que las pinzas estaban totalmente descartadas. Así, hubo que dar forma al cuerpo con la tela puesta, ajustando hasta dar con el encaje perfecto.

Como ya os dije, debajo del guipur realicé un cuerpo en crep, palabra de honor con escote corazón y muy escotado en la espalda. Tuve que diseñar una MUSELINA previa para ver cómo sentaban las ballenas y elegir el grosor para un mejor refuerzo. Lo siguiente fue la falda de crep unida al cuerpo que haría la función de forro, y la falda exterior, de gasa hasta los pies y con una mínima cola atrás. La unión de las dos faldas a los dos cuerpos se realizó con una banda a modo de cinto, sólo sujeto en su perfil superior y suelto a partir de los márgenes de la esplada de guipur. Sofía lo quería muy largo y cerrado en lazada que ocultaría el final de la cremallera invisible con corchete.

Os imaginais mi cara después de la prueba definitiva? No me lo podía creer, ni en mis mejores sueños! Estaba super feliz, no sé. Super emocionada de verlo acabado y a Sofía el resultado le encantó. No sé como explicarlo pero merece la pena vivirlo porque eso no se paga con dinero. Fue un reto difícil pero estoy super orgullosa de este vestido.

Como si de un premio se tratase: quiero agradecerle a Sofía su confianza. Una hermana no se casa todos los días y ella me dejó trabajar sin cuestionar. Estabas guapísima Sofía! Gracias!

Ahora sí que es verdad! Happy sewing!

eLISA

Biquini de ganchillo forrado

Es el segundo biquini que me ganchillo. Y ni me lo creo. Quién me iba a decir que este verano tomaría el sol con una prenda tejida… Y ya me adelanto a responder la PREGUNTA universal: “Sí, me baño con el (a riesgo de que el algodón encoja). Sí, tarda mucho en secar (ni siquiera completamente). Sí, llevo uno para cambiarme (aunque eso ya lo hacía con los normales).” Aclarado esto, decir que el ganchillo de este tipo de prendas supone mucho trabajo prueba-error, por muy bueno que sea el patrón. Se trata de una prenda que exige un ajuste perfecto y por supuesto no todos tenemos un cuerpo igual. En mi caso aparte de adaptar diferentes tallas para sujetador y braguita, fue necesario reducir tiro para que la parte de abajo me quedase bien.

En mi primer biquini el tejido fue a base de puntos bajos y su trama quedaba muy cerrada, por lo que me evité forrarlo. Simplemente cosí por el interior del contorno de cintura y sisas de la braguita una goma de caucho usada para bañadores. Esto ayudó a que la prenda se ajustase bien (me quedaba un poco floja) y que el tejido no diese de sí y se abriese con el uso. En este segundo biquini usé el punto alto y un hilo de algodón mucho más fino (Drops Safrán nº13 con aguja de 3mm). Por eso ya contaba que había una segunda parte: el FORRADO. A continuación podeis ver los pasos a seguir para forrar las dos piezas:

Es necesario disponer de tela de forro para bañadores. La más genérica es de color bisón, pero la podeis encontrar también en negro. Para sacar las piezas del forro, simplemente dibujo sobre papel de patrones y recorto: la copa, el delantero y la espalda del biquini.

Sujetando con alfileres patrón y tela, recortar 2 piezas de la copa, 1 del delantero y 1 de la espalda. Puedes realizar una sola pieza para la braguita, uniendo delantero y espalda.

En mi caso, realicé la costura de unión de delantero y espalda. Ten en cuenta que aún siendo un forro, existen dos caras totalmente diferenciadas, usando la acanalada como derecho.

La costura la hago con un pespunte recto, eso sí, con aguja de punta bola o stretch, perfecta para tejidos elásticos.

A continuación usaré una cinta al bies con pespunte para estabilizar los márgenes de costura del forro. Esto evitará que se deforme o distorsione al coser y que aumente su contorno.

Esta ligueta la adherimos con la plancha a lo largo del contorno de las 3 piezas.

A continuación uso una cinta adhesiva para bieses. Se adhiere con la plancha por una cara, mientras que la otra queda protegida hasta que realicemos el dobladillo.

El uso de esta cinta adhesiva me facilita el dobladillo en este tipo de tela, tan difícil de manejar y que no permite un planchado marcado.

Desprendida la protección de la otra cara de la cinta adhesiva, de nuevo con ayuda de la plancha se hace el dobladillo.

Habrá zonas que se solape la tela o quede pinzada. Es normal en los recorridos curvos de sisas y copas.

Con las piezas ya rematadas, lo siguiente será colocarlas en el reverso del bañador. Es importante que sigamos un recorrido similar en ambas sisas y en ambas copas para conseguir la colocación perfecta.

Al igual que en la unión de los forros, la costura la hago con la aguja para tejidos elásticos, pero en este caso usando una puntada en zig-zag. Es importante que tengais en cuenta la diferencia de hilo en cada lado. En mi caso el hilo era beige y la canilla era coral.

El zig-zag queda perfectamente adaptado a la prenda y desde el derecho, al coser con el mismo color, no se nota nada.

Y aquí os dejo unas fotos de la prenda PUESTA.
 

Si os animais, los PATRONES los he adquirido en Etsy. Pertenecen a la firma Capitana Uncino. Son diseños que provienen de Las Palmas de Gran Canaria, aunque curiosamente la mayoría son en inglés. Últimamente está traduciendo al español y os lo aconsejo, porque ya de por si ha sido complicada su interpretación, así que más en otro idioma.

Recientemente Poleo Menta ha publicado un patrón de biquini muy chulo y gratuito! Podeis echarle un vistazo AQUÍ.

Como veis, no deja de sentar como un biquini normal y corriente, y mejor aún con un forro adaptado.

Os deseo un buen baño!

eLISA

Proyecto colcha abuelita

Ya hace un año que descubrí otra parte del GANCHILLO. Yo estaba metida de lleno en mis amigurumis y sólo me dedicaba a trabajar con los puntos básicos, los volúmenes con relleno y la fibra de algodón 100%. Ahí estaba cuando me volqué en la aventura de La manta de la vida, que no sólo me aportó una satisfacción personal de colaboración y ayuda a los refugiados sirios. Con esta iniciativa conocí a mucha gente, alguna muy especial para mi y que ya forma parte de mi vida diaria (besos Marta!), descubrí otras formas de crear y me encontré de lleno con una cantidad de posibilidades dentro del resurgir del crochet actual. Y así, en todo este año he encadenado proyectos colcha, uno detrás de otro, que presenté AQUÍ, AQUÍ o AQUÍ. Este es el último y lo he bautizado como #proyectocolchaabuelita.

1-to-mamacosesola

Si en algún momento comienzas a ganchillar las APLICACIONES, o granny squares, o esos cuadraditos con diferentes variaciones de puntos, ronda a ronda, que suelen comenzarse con un círculo de cadenetas interior… seguramente practicarás la famosa “de la abuelita”. Es la más tradicional y de ella surgen muchas otras. Y seguramente tendreis recuerdos de vuestra infancia, utilizadas en colchas que cubrían los sofás de las casas de algún familiar, llenas de vivos colores, rodeadas y rematadas en negro. Estas colchas provenían de una necesidad (arropar la estancia) y de un buen uso de los restos de lanas que sobraban de otras labores. De ahí ese aspecto multicolor de diferentes hilos anudados en cada una de las vueltas, a medida que se iban consiguiendo sobrantes. Yo tengo ese recuerdo, en la casa de mi abuela, que es difícil de olvidar porque ya formaba parte de la decoración de su sala de estar. Calentita, mullidita y muy vistosa.

3-to-mamacosesola 5-to-mamacosesola 2-to-mamacosesola

Así que cuando descubrí el hashtag #rebeccasgardenthrow del perfil de Instagram @thelittlewickerbasket no pude más que enamorarme 🙂 Qué fotos tan bonitas del proceso! Qué dedicación y delicadeza a la hora de tejer la labor, aplicaciones organizadas, perfectamente colocadas, con sus lanas identificadas y el proceso tan bien fotografiado. Me pareció precioso! Desde ahí descubrí que este proyecto de las hermanas inglesas Rebecca & Laura estaba siguiendo el TUTORIAL de otro perfil, el de @lusciouslyloopy detrás del cual se encuentra Lynn Bamber, una apasionada del crochet con un blog estupendo con el mismo nombre: LUSCIOUSLY LOOPY. Fue aquí donde encontré el paso a paso para tejer esta colcha.

4-to-mamacosesola 8-to-mamacosesola 6-to-mamacosesola 7-to-mamacosesola

Prácticamente lo seguí de forma fiel. Usé 8 COLORES más el negro (ella usó gris grafito para unión y bordes). Escogí una lana muy fácil de tejer con mezcla 75% Lana con 25% Poliamida (Fabel de la marca Drops), de la que necesité 1 ovillo de cada color, 2 ovillos de crudo (ya que decidí usarlo en todas las aplicaciones) y 10 ovillos de negro. La misma aguja de 4mm que usó Lynn y repetí el juego de combinaciones especificado por ella en su tutorial, de forma que no hay ninguna aplicación igual. Todas las 84 piezas que forman la colcha son distintas. Seguí también su tutorial respecto al borde, en este caso apliqué su origen: con los restos de colores de las aplicaciones decidí tejer el borde multicolor, acabado un hilo, lo unía y comenzaba con otro. La única excepción fue la puntilla exterior, que la preferí sin tanto vuelo y más sobria que la original.

9-to-mamacosesola

Como os podeis imaginar, este fin de semana con el cambio de tiempo y la bajada de temperaturas, ya la he estrenado. Es una delicia cubrirse con ella, tan esponjosa y calentita… una colcha muy especial por todo lo que significa.

Me entendeis no? Besos!

eLISA

Así lo pasamos en el taller del fieltro

Ayer tuvo lugar el primer taller de decoración con fieltro organizado por el Centro Comercial Arousa y que una servidora se encargó de dirigir. Tal como os conté en una anterior ENTRADA, sobre lo realizado AQUÍ, la intención era organizar un curso de una sola sesión que inspirase a más de uno y dejase un buen sabor de boca en lo que a las labores DIY se refieren.

DSC_0626 OK

La duración de esta actividad se reducía a 2 horas que no dejaban lugar a la improvisación. La preparación llevó unas cuantas horas más, ya que había que recopilar todo el MATERIAL para cada participante de forma que la labor en sí se realizase sin imprevistos (alguno siempre hay). Además, el detalle tenía que ser el protagonista y sorprender a las alumnas (en este caso ningún chico se animó). Por eso cada equipación fue personalizada en su asiento correspondiente.

DSC_0620 OK

Unas carpetas kraft DECORADAS para el evento, contenían las piezas necesarias para realizar las labores escogidas. A medida que las participantes iban entrando sólo tenían que buscar su nombre y sentarse en el lugar indicado. Decir que muy respetuosas ellas, no abrieron nada hasta que dije YA!

DSC_0617 OK DSC_0614 OK

Tras una pequeña charla que vino a ser un monólogo casi estilo Club de la comedia, me presenté, hable de Mamacosesola y su significado… y les propuse comenzar una labor en la que ellas serían las protagonistas. La atención fue máxima y la involucración también. Había muchas GANAS de aprender de este material y de conseguir los resultados de las piezas acabadas. No nos faltó de nada: iniciativa, risas, imaginación, preguntas, creación, bonitismo y algún contratiempo que se salvó de la mejor manera posible.

DSC_0619 OK

El TIEMPO como era de esperar se fue volando. Nos tuvieron que despertar para avisarnos de que eran las diez. Estábamos todas enfrascadas en el teje maneje y ni le echamos un ojo al reloj. Con varias indicaciones rápidas resolvimos las tareas pendientes, que junto con un email informativo a las participantes, conseguirán ya en su casa rematar lo pendiente. Os comento, igual que informé a ellas, que teneis un tablero de Detalles de Fieltro en mi perfil de Pinterest AQUÍ. Así dispondreis de inspiración suficiente para realizar vuestras propias creaciones personales. foto grupo Mamacosesola Taller fieltro

Sólo me queda agradecer a la dirección y gerencia del Centro Comercial Arousa, haber pensado en mi para organizar este curso. Y lo más, a mis 15 participantes y 2 ayudantes de lujo que disfrutaron tanto como yo. Así da gusto!

Hasta pronto!

eLISA